domingo, abril 15, 2007

Jorge Drexler: la melancolía dura 12 segundos oscuros


Una cuerda de guitarra vibrando hipnóticamente en intervalos de 12 segundos. Así comienza este gran disco del cantautor originario de Montevideo, Jorge Drexler. Y es que cuando se escribe algo sobre este uruguayo, necesariamente se debe resaltar su enorme talento a la hora de hacer canciones. Piezas con menos de cuatro minutos de duración, pero con un mensaje contundente, cantado por una voz que instantáneamente crea –y recrea- atmósferas emotivas.

Desde el principio de 12 segundos de oscuridad (2006), uno puede darse cuenta de que la carga de melancolía es lo que más lo diferencia –y resalta- de su anterior y excelente producción Eco (2004). No en vano Drexler se fue a componer las canciones para su último disco a una playa en Montevideo, cercana al faro que está en Cabo Polonio, un lugar donde no existe electricidad y, por ende, se plantea un contraste bastante fuerte entre la oscuridad y la luz intermitente que viene del faro. Este contraste es el que hace que este disco tenga un perfil casi temático: aquí la tristeza es la regla, pues pareciera que todo el disco estuviese cantado en esa tonalidad menor tan agradable de la voz de Drexler. Sorprenden también los fabulosos –e inusuales en el trabajo de Drexler- arreglos de vientos que contiene el disco.

El segundo tema, La vida es más compleja de lo que parece, donde se hace acompañar de Kevin Johansen, es uno de los mejores del disco. Su título lo dice todo, sobran las palabras. Transoceánica, forma parte de la dupla de covers que Drexler incluye en esta producción. Este tema es original del grupo brasilero Titas y contiene geniales versos donde, como diría mi estimado Fabián, “todas las rimas terminan siendo esdrújulas”. El otro tema que el cantautor versiona es High & dry, original de Radiohead. Drexler se apropia totalmente de él, cantado con un pésimo inglés pero con un ritmo milonguero íntimo. Exquisito.

12 segundos de oscuridad fue producido por Juan Campodónico (Bajofondo Tango Club) y cuenta con la colaboración de varios amigos de Drexler. En El otro engranaje, lo acompaña Leonor Watling y, de nuevo, Kevin Johansen. En Disneylandia, uno de esos típicos poemas cantados de Drexler, lo acompaña su hermano Pablo en la programación.

Hay otra colaboración en este disco que merece todo un párrafo para ella sola. Me refiero a Soledad, cantada a dúo con la dulce voz de Maria Rita. Esta no sólo ha sido la canción que más me ha gustado de este disco, sencillamente es una de las mejores de todo el repertorio del uruguayo. La letra de por sí es un hermoso poema. Si el tema central de todo este disco es la melancolía, pues esta pieza representa el pico más sensible de esa emoción.

Destacan también La infidelidad en la era informática, adornada con los tonos típicos del Messenger; Inoportuna, con una letra llena de una franqueza avasallante y Quien quiera que seas, con un intenso piano tanguero.

Este disco cierra con la desgarradora Sanar: “Tu corazón va a sanar, va a sanar, va a sanar/ y va a volver a quebrarse (…)/ Nadie nace sabiendo que morir/también es ley de vida”. 12 segundos de oscuridad termina como comenzó, con una tristeza que no se canta a medias, sino que se asume como deben asumirse los despechos: intensamente.

7 comentarios:

Minos dijo...

Este es uno de los mejores discos que haya escuchado en los ultimos meses, tuve una fiebre malsana con el, podía escucharlo repetidas veces durante el día y jamas me aburrió.

Victor, he tenido la dicha de ver al señor Drexler 2 veces en vivo, la primera presentando este disco con la unica compañia de su guitarra, y la 2da vez con toda su banda en la gira de 12 segundos. Creeme, lo que escuchas en los discos no es ni la mitad, ni remotamente lo que te esperas en vivo, este man es increible, y con una sencillez abrumadora cautiva al mas reacio.

Te felicito por escuchar tan excelente música. Como siempre, buen review.

victor_marin dijo...

Gracias Minos. Qué bien que te hayas podido tripear a este pana en vivo. Yo aún tengo la esperanza de que venga otra vez a Caracas para presenciar esa experiencia que has descrito,

un abrazo uruguayo

El hombre del sombrero gris dijo...

Vito, me tomo la libertad de "linkear" desde aquí una noticia del primero de los 3 toques que va a dar Drexler desde el Rex (Baires), que mas que una crónica es una poesía de lo que representa ver a Jorge en vivo:

www2.rock.com.ar/notas/2/2141.shtml

Naky Soto dijo...

Siiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii ¡que viva Uruguay carmba! ¡que viva Drexler! ¡y Tancredi (el científico que destronó a Plutón)! ¡y Benedetti! ¡y sus murgas!

¡Arriba Drexler!

D´Hers dijo...

Tengo que disernir de tu sentir, a mi el disco no me parecio melancolico, me parecio mas bien intimo, mas cercano posiblemente, algo como lo fue el Sea, o Frontera tal vez, para mi tiene detalles asombrosos, la guitarra cada 12 segundos emulando el rayo de luz, los sonidos de msn, disneylandia y la participación de superville; no puedo decir que es el mejor disco de el, pero sin dudas es un disco muy bueno.

Mi favorito aun sigue siendo Eco.

Producciones Palo de Agua dijo...

Hola amigos todos. Les escribo directamente desde Producciones Palo de Agua, empresa organizadora del concierto de Jorge Drexler en Caracas.
El concierto es el 11 de octubre de 2007, en el Aula Magna de la UCV, a las 8 PM.
Las entradas las podrán adquirir a partir de la semana del 11 de septiembre en www.mipunto.com, y aproximadamente a partir del 16 de septiembre en Esperanto del Centro San Ignacio, y en las taquillas del Aula Magna.
Para más información, comuníquense al 915.55.01 o ingresen en www.palodeagua.com.ve

Saludos,

Producciones Palo de Agua

Sicko dijo...

viejo sabes donde puedo conseguir este disco o algún otro en Caracas? llevo tiempo buscandolo