jueves, marzo 25, 2010

Con lo que me quedo


Me quedo con el aroma del café que me tomé cuando te conocí, y con el eco de tu risa cuando veíamos películas de Woody Allen.

Me quedo con las horas que pasamos frente a ese atardecer anaranjado, y con las canciones que nos pasamos por Internet.

Me quedo con esa película que me prestaste (y que no me gustó), y con esa carta que una vez pensé mandarte pero que nunca envié.

Me quedo con la triste progresión de F#m-C#m-Bm que toco en mi guitarra en las tardes aburridas de los domingos, y con los corchos de las dos botellas de vino que nos tomamos hasta que saliera el sol.

Me quedo con tu recuerdo en Polaroid y tu francés mal pronunciado.

Me quedo con tu odio a Nueva York, y con la revista Vogue que dejaste en el puesto de atrás de mi carro.


Me quedo con lo que (me) dejaste.


Con lo único que pude tener de ti.

Con lo único que no me podrás quitar.

7 comentarios:

Andreína dijo...

¡Qué belleza y qué nostalgia!

*Mari dijo...

Que hermoso!!! :)

Ana Cristina Sosa Morasso dijo...

Me encantó ♥! Extañaba este tipo de posts. TQM mi vic, y te extraño como nunca. Hoy estuve hablando mucho de ti, por cierto...

un beso ♥
Ani

La Perfecta dijo...

Me hiciste llorar bonito. Si es que eso existe.

Quiero mi mojito de Suka y tu compañía, coño!

Extrañar es una porquería.

Te quiero de aqui a NY, ida y vuelta caminando.

DINOBAT dijo...

Que dolor mano...

Michele Vidal dijo...

Mi querido Víctor,
ayer me encontré a Anita en el Centro Cultural Chacao (último sitio donde nos vimos los 3) y te extrañamos juntas. Justo hoy te encuentro paseando por CCS en mi blog.... Y hay quien dice que las coincidencias no existen!

Besos caraqueños =)

Anónimo dijo...

Bellisimo, y con que me quedo yo de tì? Con lo ùnico que no me podras quitar!!!!

Yo