viernes, mayo 21, 2010

Jean-Pierre Jeunet: "Mis películas son como mis juguetes, y yo me siento como el más feliz de los niños cuando juego con ellas"


-->Jean-Pierre Jeunet presentó su más reciente largometraje titulado Micmacs à tire-larigot en el marco del Festival de Cine de Tribeca 2010. Este film cuenta la historia de Bazil, interpretado por el actor galo Dany Boon, un individuo que pierde a su padre en la guerra a causa de una mina antipersonal y que luego, gracias a una bala que se aloja en su cabeza, pierde su trabajo y su hogar.
Viviendo en la calle, conoce a una pandilla de personajes del sub-mundo parisino, que con el tiempo se convierte en su familia y que, eventualmente, fungirá como un grupo de aliados en la venganza que Bazil emprende contra las dos compañías que cambiaron su vida para siempre -la que produjo la mina antipersonal que mató a su papá y la que produjo la bala que guarda en su cerebro.
Micmacs à tire-larigot es un clásico film de Jeunet. La genialidad de este cineasta puede disfrutarse en cada una de las brillantes ocurrencias de sus personajes, el tratamiento estético de la fotografía y en una fabulosa trama que logra traernos a la memoria, en más de una ocasión, lo que alguna vez nos brindó en Delicatessen, La cité des enfants perdus y, por supuesto, Amélie.
Luego de que su más reciente film se proyectara por primera vez en el Festival, en el SVA Theatre, Jean-Pierre Jeunet conversó con los presentes sobre sus otras películas, la manera en cómo dirige a sus actores y su interesante proceso creativo.
"Desde el principio quise abordar a Micmacs como a una caricatura", comenzó explicando acerca de su recién estrenada producción. "De hecho, mi primera referencia para comenzar a hacer este film, aunque ustedes no lo crean, fue Toy Story."
La frustración que le produjo haber trabajado por dos años en un proyecto fallido para 20th Century Fox, se tradujo posteriormente en unas incontrolables ganas por filmar un nuevo film escrito por él mismo. "Quería trabajar sobre una historia que tratase sobre una pandilla de locos, que estuviese rodada en medio de un ambiente circense y que estuviese narrada en un lenguaje poético."
(Precisamente una contorsionista forma parte de la pandilla que ayuda a Bazil a efectuar su venganza -interpretada por la reconocida actriz de comedia Julie Ferrier y que sin duda es el personaje más pintoresco de la película. Sin embargo, muchas de las escenas más exigentes, físicamente hablando, estuvieron hechas por una bailarina alemana que Jeunet descubrió en un viaje que hizo a Berlín donde la vio haciendo un show erótico.)
Jeunet siguió hablando de su más reciente film: "Micmacs es un film muy mío. Si te han gustado mis películas, ésta también te va a gustar. Es una película sobre gente original, sobre personas que tienen una deficiencia física o que sufren de algún tipo de limitación y que luchan contra gente poderosa -como varios de los personajes que aparecen en cada una de mis películas."
Una de los presentes identificó en Micmacs varias referencias a otros directores. Sobre este respecto, Jeunet comentó: "En este film puse todo lo que yo amaba, así que efectivamente le rindo homenaje a muchos directores que me han influenciado. A mí siempre me han gustado las películas de la década de los 40, donde siempre se utilizaba el mismo elenco. Y yo traté de hacer eso con esta también, al incluir a Dominique Pinon, que es un actor que ha participado en todas mis películas"
"¿Cómo trabajas con tus actores?", le preguntó una joven directora.
"La clave está en hacer pruebas con los actores. No me importa incluso si se la tengo que hacer a un actor con el que he trabajado siempre, como el caso de Pinon. Lo importante es que escojas al mejor actor, teniendo antes una muy buena idea sobre qué es lo qué quieres de él. Cuando le hice la prueba a Audrey Tautou para el papel de Amélie, yo supe que ella sería la mejor actriz para interpretar ese personaje en tan sólo cinco segundos. Otra cosa que debes tener siempre presente es que, como director, nunca debes enseñarle cómo actuar a un actor. Ellos no son monos, ellos son intérpretes".
"¿Por qué Amélie es tan genial?", se atrevió a preguntar uno de los presentes, despertando aplausos en el resto del público.
"Yo siempre cargo un cuaderno conmigo, y cada vez que veo o escucho algo que me parece genial, pues yo lo anoto en ese cuaderno. Puede ser un chiste, puede ser una frase que me parece brillante, puede ser hasta un insulto. Todo, absolutamente todo, yo lo anoto ahí. Y cuando ya he llenado todo ese cuaderno, es que empiezo a trabajar en el guión. Tú me preguntas: ¿por qué hay tanta genialidad en Amélie? Bueno, porque para esa película yo estuve coleccionando frases, imágenes y cosas geniales, ¡por casi 25 años! Y después es que empieza el trabajo duro, pues prácticamente tengo que hacer una adaptación de ese libro, de todas esas cosas que reúno".
"¿Cuál es tu consejo para las personas que están comenzando a trabajar en cine?", le preguntó un estudiante de cine.
"No hay ningún secreto. Lo único que tienes que hacer es trabajar duro. A mí me toma dos años hacer una película. Es un proceso muy largo. Yo siempre escribo mis películas, inclusive si es una adaptación de un libro o de otra película. Yo hago el storyboard de mis películas. Incluso hay veces en que hago hasta un segundo storyboard. Yo trabajo en cada cuadro. Y cada cuadro tiene que ser como una pintura. Esos tonos rojizos y verdosos que se ven en Amélie, por ejemplo, fueron inspirados por el trabajo de un pintor que trabaja en Montmartre, muy cerca de donde yo vivo. El punto es que hacer una película es físicamente demoledor. Yo me he sentido al borde del colapso con cada una de las películas que he hecho. Tú eres como uno de esos marineros que pelea contra el viento, contra la marea, contra las olas, pero tú sigues haciéndolo porque lo amas. Porque amas esto de hacer cine."
Este es el trailer de Micmas à-tire larigot

No hay comentarios.: